Libros entrelazados

Por Johannes
En Experimentos
5 de noviembre de 2007
0 Comentarios
2420 Visitas

Muchos hemos visto en la televisión (El Hormiguero), en la Semana de la Ciencia de Murcia o en otros lugares a un par de personas tratando de separar dos libros cuyas páginas estaban intercaladas. No es necesario que haya un intercalamiento biyectivo de páginas, podemos hacerlo con grupos irregulares, como diríamos, “a ojo”.

Pero, ¿por qué es tan difícil separar esos dos libros? ¿qué fuerza contrarresta de forma tan efectiva la que dos personas pueden realizar sobre estos cuerpos? Bueno, la respuesta está incluida casi en la pregunta. Se trata de la fuerza de rozamiento.

Entre dos páginas, la fuerza de rozamiento es despreciable. Entre unas pocas más, es mayor. Al final, la fuerza de rozamiento aumenta al aumentar el número de páginas que están en contacto. Por si esto fuera poco, al intentar separarlos ejercemos fuerza en sentidos opuestos (y en la misma dirección, en el caso ideal) con lo que nos vemos obligados a superar hasta cuatro veces la fuerza de rozamiento entre dos caras del papel por cada grupo de hojas intercalado. Esto es lo que dificulta tanto, separar los libros ejerciendo el tipo de fuerzas señalado.

Share

Suscríbete a nuestro boletín mensual
Recibe cada mes los últimos artículos de Un cacho de ciencia

Acerca de "" tiene 13 Artículos

Padowa Jedi, tiempo atrás, acaba de recibir la mención de Jedi Gandalfiano. No tocar, no elevar a más de siete alturas. Frágil. No exponer a la luz, ni dar de comer pasadas las doce. No mojar con agua. También conocido por Gizmo, the pocket man.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *